sábado, 6 de abril de 2013

Enseñar y aprender ¿Dos caras de la misma moneda?

Aprender para enseñar: a todas vistas esto resulta muy obvio, especialmente cuando pensamos en las personas que se dedican a la educación cuando están en su período formativo, están aprendiendo para enseñar a otros.


Sin embargo esta sería demasiada formalidad. Por el contrario, enseñar y aprender  es un proceso bi-direccional natural: enseñar o mostrar lo que sabemos y en forma simultánea y paralela aprender lo que es mostrado expuesto o vivido.  Para recordarlo pensemos en los niños pequeños cuando entran en relación con otro o comienzan cualquier juego,  si alguno de los dos no sabe algo que les hace falta para jugar y el otro lo sabe se lo muestra sin más rodeos y juegan, lo que da por sentado que el otro lo aprende. (Hay muchos matices en esto y muchos factores que intervienen pero no vienen al caso en esta ocasión)


Es un patrón que vamos repitiendo en casi cualquier conducta de relación con otros, en las que si bien no es el juego como tal el que contextualiza la relación, son los juegos psicológicos y sociales (juegos de roles, patrones de comunicación, logros y desempeños) los que despliegan el escenario de enseñar (mostrar, expresar, comunicar, manifestar) y aprender (criticar, rechazar, aceptar, modificar)  diversas cosas (expresiones, opiniones, gustos, otros valores, otras realidades, maneras de hacer las cosas)
ensea y aprende con videojuegos
Enseñar y aprender proceso bidireccional y continuo


Los que reciben una información (visual, verbal, cognitiva, emocional, cultural, ...) y la procesan, la almacenan, la relacionan con otra, la usan, la transforman: lo aprenden. Y generalmente no se quedan con ese conocimiento solo para si, se la transmiten a otros, al hacerlo están enseñando. Por lo tanto se vuelve a cumplir el ciclo.

Es un proceso natural, sin embargo en la educación formal tradicional  en ocasiones se corta este proceso cuando se pretende asumir que el docente es el que enseña y los alumnos son los que aprenden. Pero progresivamente están surgiendo esquemas diferentes en los que alumnos y profesores intercambian sus roles con mayor facilidad  o al menos hay una mayor consciencia en esa bidireccionalidad e intercambio de los mismos en la interacción.

Es parte de lo que queremos destacar en el curso enseña y aprende con videojuegos #vae13 con el ánimo de sumar más personas a los que ya están usando los videojuegos como entornos enriquecidos para el aprendizaje y desarrollo personal.


¿Te animas a compartir tu experiencia el próximo 20 de abril?

Fuente de imagen: http://bit.ly/16DYypo